Mikado Reforma

Visitamos este restaurante y nos atendió un mesero llamado Adrian, el ser más descortés del planeta, sin saludar, de malas, nos dirigió la palabra sólo para: que desean y se acabó. Lo quise reportar pero el dueño japones no estaba. Todos los demás meseros súper amables. 2.- Salen cucarachas de la plancha!!!! lo juro. y 3.- el Valet sube la tarifa de la estacionada del auto. cobran 30 pesos y él nos pidió 40. Dios santo!!!

Los comentarios han sido cerrados.