Café Vida

El servicio pésimo a pesar de que llegamos a las 9:30 am y éramos tres mesas; conforme llegó más gente fue mucho peor.

Al final, el mesero nos cobró por separado y un voucher, de los tres que había, se cayó al piso y nadie se dio cuenta; el mesero empezó a contar el dinero y a gritar que faltaba dinero con unos modos como si fuéramos a irnos sin pagar. El voucher estaba en el piso y el mesero no pidió ni media disculpa por el numerito.

Es la segunda vez que voy y salgo decepcionada del servicio a pesar de lo mucho que me gusta la comida.

Los comentarios han sido cerrados.