¡Ice cake, un pequeño pecado para el fin de semana!

Ingredientes:

 

1 1/4 taza de mantequilla sin sal

2 ½ taza de harina de bizcocho

1 ½ cucharadita de polvo de hornear

½ cucharadita de sal

1 ¾ taza de azúcar

3 huevos grandes

2 yemas de huevo

2/3 de taza de leche

1 ½ cucharadita de vainilla

Helado de menta

Hojas de menta

Chocolate líquido

 

Procedimiento:

En un molde para bizcochos unta mantequilla y espolvorea harina eliminando el exceso de la misma.

En un recipiente hondo, combina la harina, la sal y el polvo de hornear.

En el tazón de la batidora, bate la mantequilla con el azúcar usando el batidor de paleta a velocidad media por aproximadamente dos minutos o hasta que la mezcla esté cremosa y liviana.

Reduce la velocidad al mínimo y agrega las yemas. Una vez que estén incorporadas, agrega los huevos uno a uno batiendo por lo menos 20 segundos entre uno y otro. Incorpora la mitad de la harina, la leche y finalmente el resto de la harina, luego vacía la vainilla hasta que la mezcla esté cremosa y uniforme.

Vierte la mezcla en el molde y desliza un cuchillo sobre ella para eliminar burbujas.

En el horno precalentado a 180º centígrados hornea el bizcocho de 45 a 55 minutos hasta que esté doradito y pase la prueba del palillo.

Déjalo enfriar de aproximadamente 15 minutos en el molde y luego colócalo sobre un plato para que termine de enfriarse.

Sirve en un plato y coloca una bola de helado de menta encima, decora con hojas de menta y un poco de chocolate líquido.

#MBenjoy

Deja un comentario