Mostaza, semilla y condimento

 

 

Su historia se remonta hasta la antigua Roma, donde hacían un preparado mezclando zumo de uva sin fermentar con semillas de mostaza conocidas como “Sinapis”, con esto formaban ”mustum ardens o mosto ardiente. Además de servir como condimento para alimentos y vinos, era utilizado para tratar dolores de cabeza y ayudar a la digestión.

 

Existen aproximadamente 40 tipos de semillas de mostaza, sin embargo, las más utilizadas son sólo tres; la “blanca dulce” que crece en el norte de África, Medio Oriente y Europa Mediterránea, se emplea para la elaboración de mostaza americana e inglesa; la “mostaza morena” originaria del Himalaya y se cultiva en Reino Unido, Canadá y Estados Unidos, usada para la elaboración de mostaza Dijon; y la “mostaza negra” que se cultiva en Argentina, Chile y Estados Unidos.

 

Su uso culinario varía desde condimento para marinar carnes, ingrediente básico para salsas de aves y pescados, además las semillas hechas polvo son usadas para encurtidos, chutneys y vinagretas.

 

Sin duda, uno de los ingredientes elementales en la gastronomía mundial.

 

¿Cuál es su mostaza preferida?

 

#MBbepresent

Deja un comentario